La nueva etapa de construcción del nuevo puente generará 150 nuevos empleos

La construcción ya emplea a unos 350 trabajadores y está a un ritmo avanzado. Los recursos provienen de la margen brasileña de Itaipú Binacional. Los responsables contratistas de la construcción del puente de La Integración, entre Brasil y Paraguay, entre Foz de Iguazú (BR) y Presidente Franco (PY), abrirán otros 150 puestos de trabajo para la nueva fase de las obras.

La contratación no será inmediata, sino que seguirá el avance de las obras, que ya tienen el 20% terminados.

Según el gerente del consorcio de contratistas, Osman Bove, serán convocados diversos profesionales, como carpinteros, pintores, armadores, ensambladores y soldadores, entre otros. Actualmente hay alrededor de 350 personas en el sitio de construcción, principalmente en la margen brasileña. En el lado paraguayo, se está completando la remoción de la roca detonada para luego iniciar  las estructuras de cimentación de los pilares del puente.

El nuevo puente sobre el río Paraná es parte de un paquete de inversiones de la planta de Itaipú, por un total aproximado de R$ 800 millones, en obras estructurales para la reanudación del crecimiento en Foz de Iguazú y la región.

Solo en el puente, la inversión estimada es de aproximadamente R$ 463 millones, considerando la estructura, expropiaciones y construcción de un perímetro en el lado brasileño.

El pronóstico es que la construcción termine a mediados de 2022. La estructura facilitará la logística de carga y mejorará el tránsito en el Centro de Foz de Iguazú y liberará tráfico del Puente de la Amistad.

El trabajo es financiado por Itaipú, supervisado por el Departamento Nacional de Infraestructura de Transporte (Dnit) y gestionado por el Gobierno del Estado de Paraná.

Foto: Itaipú Binacional / Rubens Fraulini