50 años del 3 de Febrero: la historia del emblemático club esteño

Cincuenta años se cumplen ya de la fundación del equipo deportivo más emblemático de Ciudad del Este: el Club Atlético 3 de Febrero. Con idas y vueltas de la categoría principal del fútbol paraguayo y convertido en una pasión que trasciende los títulos, el Rojo del Este se prepara para celebrar medio siglo de vida institucional en medio de una pandemia que nos separa físicamente.

“El club nace gracias a los jugadores del Club Atlético Nanawa de Presidente Franco”, narra el historiador esteño Fidel Miranda. “Ese fue el primer club de esta zona, pero no del Alto Paraná, porque había otros en Hernandarias. Un porcentaje importante de la gente que jugaba en el Nanawa, o trabajaba en la aduana de la que era la nueva ciudad, Puerto Presidente Stroessner, o trabaja en el que es el actual Hotel Casino Acaray. Es de ahí que iban a jugar al Nanawa, a celebrar torneos”, puntualiza.

Sin embargo, esta práctica fue difícil de sostener: “Con el correr del tiempo, la ida a Franco se dificultó, porque, a diferencia de ahora, el camino era de tierra y se volvía intransitable cuando llovía. Además, se sumaba la distancia, porque la mayoría de la gente se movía a pie; eran solo unos pocos los que andaban a caballo y otros pocos tenían bicicletas. Los vehículos motorizados eran todavía más escasos”, relata.

La asamblea fundacional del club se celebró el 20 de diciembre de 1970 y nombró al Crio. General Lucas Gómez como primer presidente de la entidad deportiva. El club nace con la esperanza de dar impulso al deporte esteño. Al año siguiente, arranca en la Liga Paranaense, de la que se coronaría campeón un total de 5 veces desde 1973 hasta 1997.

El icónico estadio Antonio Aranda, por su parte, inició su construcción en el año 1972, pero no alcanzó visibilidad hasta 1999, cuando fue remodelado para la Copa América que se celebró en nuestro país. “Ya con anticipación se estaba viendo la forma de construir un estadio en Alto Paraná”, cuenta Miranda. “Primero se fijó que iba a ser un lugar en Hernandarias, incluso habían llegado a delimitar el terreno en las afueras de la ciudad, cerca de lo que hoy es la Villa Industrial. Cuando eso, por supuesto, todavía pisaba fuerte políticamente y militarmente el General Lino César Oviedo. Él era amigo personal del señor Antonio Aranda Encina, el propulsor de la construcción del estadio”, explica.

“Lino Oviedo hace los trámites pertinentes para que la construcción del estadio no se haga en Hernandarias, sino en Ciudad del Este, teniéndolo a él como uno de los accionistas. Junto al señor Aranda, Oviedo fue uno de los que empalmaron su peculio personal por un tiempo determinado. Luego este estadio tendría que quedarse como propiedad del club. Esta es la historia del club 3 de febrero que aún hoy es considerado uno de los más importantes del país”, concluye.

Actualidad

A día de hoy, el 3 de Febrero milita en la División Intermedia del fútbol paraguayo, tras haberse mantenido en la Primera División por un espacio de ocho años en total (2005 a 2011 y 2014). “Tenemos 3 campeonatos en la intermedia, que consideramos es algo importante, pero tenemos todavía una deuda pendiente: la de permanecer en Primera y participar de una copa internacional”, declara Enzo González, Delegado del 3 ante la Asociación Paraguaya de Fútbol (APF).

Este año, como para todos los involucrados en el fútbol, fue complicado en materia económica, pero no hubo espacio para retrocesos: “Nos afectó como a todos los clubes. Nos agarró de contramano. Nos quedamos encerrados, como el gobierno dispuso, pero e a poco fuimos retomando, viendo qué hacer con nuestros atletas, la forma de ayudarles”, comparte González. “Gestionamos, a través de la APF, la ayuda mensual de la Conmebol y aprovechamos el cierre para hacer algunas refacciones en el club, para dejar a punto, teniendo ya en cuenta este nuevo sistema de vida del COVID-19”.

“Netamente nos estamos enfocando al fútbol. Mañana (por hoy) vamos a tener un pequeño acto conmemorativo por los 50 años, pero solo van a participar directivos del comité ejecutivo, el tribunal electoral, el comité de disciplina y los síndicos. Le tenemos respeto al COVID-19 y queremos evitar aglomeraciones, pero no podemos dejar pasar la fecha. No todos los días se cumplen 50 años de vida institucional”, finaliza.

Fuente:Foto: Juan Careaga/El Urbano